Tarjetas PET termo-magnéticas.

Las tarjetas del sistema de fidelización están fabricadas en un plástico ecológico (polietilén tereftalato o PET), son de fino espesor (0,20 mm) y gran resistencia a la flexión. La capa magnética es de alta coercitividad (le confiere una gran resistencia frente a la pérdida de datos).

El terminal permite 2 tipos de anotaciones, con la fecha de la transacción y sin la fecha. Además, mediante el uso del personalizador de tarjetas (descarga gratuita) podrá imprimir en las dos primeras filas el nombre del cliente así como insertar el número de tarjeta deseado o un código de barras.

Es posible adquirir tarjetas tanto con un diseño estándar (varios modelos a elegir) como con un diseño propio. Las tarjetas con diseño estándar facilitan la puesta en marcha de los proyectos puesto que se suministran al instante, personalizadas por su lado térmico con los datos del establecimiento.

El cliente puede elegir además entre las tarjetas convencionales, de fondo blanco e impresión de texto negra, y las novedosas tarjetas leuco-crómicas, de fondo de espejo plateado e impresión de texto blanca.

Las tarjetas termo-magnéticas tienen una gran ventaja frente a las tarjetas de fidelización rígidas que podemos encontrar en el mercado. Su fino espesor va a favorecer que el cliente siempre las lleve encima.

Habitualmente nos ofrecen en los establecimientos una gran cantidad de tarjetas de fidelización pero nuestras abultadas carteras impiden llevarlas encima por lo que se quedan en casa, cayendo en el olvido el programa de fidelización y el saldo de las mismas.

El éxito de Visual Card System se basa principalmente en este tipo de tarjetas, de gran implantación en el mercado asiático (originarias de Japón).

Usos de las tarjetas

– Fidelización de clientes, tarjetas-regalo, tarjetas monedero, prepago bonificado, bonos de entradas, bonos de servicios, control de acceso, carnets de cliente, promociones cruzadas…

PageLines